Hotel ‘La Tejita Beach Club Resort’ versus Plataforma Ciudadana ‘Salvar La Tejita’ (VII)

Hotel ‘La Tejita Beach Club Resort’ versus Plataforma Ciudadana ‘Salvar La Tejita’ (VII)

(…Continuación)

Tras el comunicado sacado a mediados de agosto por la empresa promotora del hotel, el Grupo Viqueira, en la que acusaba a la plataforma ciudadana Salvar La Tejita de decir “falsedades” contra el proyecto, rechazaba parar todas las obras tal como pide el colectivo -salvo las situadas en los 20 metros correspondientes al dominio público marítimo-terrestre en cuestión- y reivindicaba su legitimidad para construir el complejo hotelero en base a la licencia que le concedió en diciembre de 2018 el Ayuntamiento, el día 17 Salvar La Tejita sale al paso con otro comunicado donde se reafirmaba en lo manifestado en su denuncia judicial tramitada por el Juzgado de Granadilla y reiteraba que las obras aún continuaban realizándose de modo ilegal en la servidumbre de protección del nuevo deslinde marítimo-terrestre propuesto.

En dicho comunicado, Salvar La Tejita anunciaba que no tenía ninguna duda de que la Ley de Costas ordena la paralización de cualquier tipo de trabajos en terrenos afectados por el trámite de revisión de un nuevo deslinde público, tal como es el caso del hotel, además de insistir en que tras requerir el pasado mes de junio al Servicio Provincial de Costas la paralización de las obras y la reposición del terreno a su estado anterior -“esto último Viqueira parece olvidar en su comunicado”, decía- sin embargo los trabajos siguieron realizándose durante la siguiente semana en los terrenos propuestos como posible nuevo dominio público, los cuales con la nueva revisión ahora pasaban a ser un ecosistema considerado ‘campo de dunas’.

Los terrenos no han sido repuestos hasta la fecha a su estado original, a lo que se añade que Costas tampoco ha abierto procedimiento sancionador alguno como prometió hacer si esto sucedía”, resaltaba el colectivo en su comunicado. En cuanto a la reducción de la nueva servidumbre de protección de 100 a 20 metros anunciada en el acto de apeo celebrado en El Médano el pasado 10 de julio -a la que se acoge la empresa promotora para justificar la legalidad de las obras-, Salvar La Tejita aclara que eso no es una modificación firme hasta tanto no se cierre el proceso abierto de revisión de deslinde y se apruebe el definitivo. “De hecho, esa reducción de 80 metros ha sido recurrida por esta asociación y ATAN, y aún el procedimiento se encuentra en trámite”, afirma la plataforma ciudadana.

Resultado de imagen de cartoon

Hemos demostrado en nuestras alegaciones que los terrenos hoy hoteleros no reunían las características propias de un suelo urbano con la entrada en vigor de la Ley de Costas (año 1988), pues tal y como se aprecia en las fotografías de la época presentaban un total estado de abandono, no llegándose a consolidar su urbanización”, aclara en su comunicado Salvar La Tejita, añadiendo que “este tipo de situaciones irregulares con terrenos clasificados de suelo urbano en el papel y en total abandono en la práctica sirvieron para que recientemente se aumentara la servidumbre de protección de 20 a 100 metros en dos parcelas urbanas y turísticas en los alrededores de Montaña Pelada, un precedente que creemos debe de sentar jurisprudencia y ser aplicado de la misma manera para el deslinde del hotel de La Tejita”.

En el comunicado del Grupo Viqueira al que responde Salvar La Tejita, se atacaba al presidente y portavoz de esta asociación de realizar manifestaciones y mostrar planos “radicalmente falsos y a sabiendas en los que aparecen que las obras se están ejecutando dentro de la zona de servidumbre de protección”, por lo que el colectivo considera que la promotora, en su estrategia, “manipula los datos y la información a su conveniencia e interés”, respondiéndole que “ya por estas tierras estamos acostumbrados a que las empresas constructoras intenten desacreditar a los colectivos ecologistas utilizando todo tipo de argumentos y que justifiquen sus actuaciones en base a una interpretación de la Ley muy particular, y también es costumbre la manipulación informativa ofreciendo una visión de la realidad totalmente alterada evitando, por ejemplo, explicar por qué esa empresa no ha acatado la orden de paralización que le ha sido cursada”.

Asimismo, considera Salvar La Tejita que “el Grupo Viqueira utiliza la táctica, muy usada por este tipo de empresas, de minimizar y despreciar la oposición a las obras, como en este caso, intentando reducir e individualizar el problema a la opinión desinformada de nuestro portavoz y presidente”, sobre el cual aclara que “habla en nombre de todo el colectivo y que su opinión es compartida por otros grupos ecologistas y por miles de personas a título individual; por tanto sugerimos a los promotores que ni se molesten en utilizar esa vía, pues ya conocemos esas tácticas manipuladoras”.

Resultado de imagen de plataforma salvar la tejita

El colectivo ecologista recuerda en su comunicado lo que dice el artículo 12.5 de la Ley de Costas: “La providencia de incoación del expediente de deslinde implicará la suspensión del otorgamiento de concesiones y autorizaciones en el dominio público marítimo-terrestre y en su zona de servidumbre de protección, a cuyo efecto deberá publicarse acompañada de plano en que se delimite provisionalmente la superficie estimada de aquél y de ésta. La resolución del expediente de deslinde llevará implícito el levantamiento de la suspensión”. Sin embargo las obras no se han suspendido a pesar que desde febrero de este año el Servicio Provincial de Costas de Santa Cruz de Tenerife anunció la revisión del deslinde en el tramo de costa donde se pretende levantar el hotel. Por tanto, resalta Salvar La Tejita en su comunicado, “no existe contenido alguno en este artículo que exima de suspensión a las autorizaciones (licencia de ejecución en este caso) concedidas con anterioridad”.

Dicen los ecologistas que desde que las obras del hotel dieran comienzo el pasado 29 de mayo éstas se han estado realizando en los terrenos afectados por el nuevo deslinde ordenado desde la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar (Madrid), tanto en la zona propuesta como nuevo dominio Público marítimo-terrestre como en la nueva zona de servidumbre de protección, la cual cuenta con una anchura de 100 metros a partir de la anterior. Sin embargo, la promotora insiste reiteradamente en el hecho de que ellos han conseguido todos los permisos y autorizaciones en base al deslinde aprobado en 2002, que la asociación rebate en su comunicado argumentando que se trató de un deslinde trazado “de manera irregular al haber dejado fuera un campo dunar”, una circunstancia anómala en la que al parecer también podrían estar afectados otros tramos de la costa de Tenerife.

Denuncia judicial contra la promotora del hotel de La Tejita por supuesta desobediencia de la orden de parar la obra

Por eso es que, no ‘de oficio’ sino a solicitud de los grupos ecologistas Ben Magec y Salvar La Tejita, la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar ha admitido a trámite la revisión del actual deslinde marítimo-terrestre y ha propuesto otro que respete el tránsito de las arenas en base a lo que la propia Ley de Costas contempla para subsanar este tipo de errores, que no es otra cosa que la posibilidad de que cualquier deslinde pueda ser modificado a petición de cualquier colectivo ciudadano, siempre y cuando en dicha solicitud se contemplen las características naturales que se exigen en dicha ley.

También Salvar la Tejita en su comunicado carga responsabilidades sobre el Ayuntamiento de Granadilla de Abona por su evidente parcialidad tomando partida a favor de la empresa promotora, indicando que “su alcalde sigue guardando silencio, mientras el nombre de su municipio y de su manera de proceder en este conflicto no han parado de salir en los medios de información en los últimos meses”, acusándolo también de no responder a las diversas solicitudes de acceso a documentación relativa al hotel realizadas por la plataforma ciudadana, una información sobre ordenación del territorio que según el colectivo ecologista dicha administración está obligada por ley a mostrar al público.

Por último, Salvar La Tejita finaliza su comunicado insistiendo una vez más en pedir la intervención de las correspondientes autoridades “para que se proceda a la inmediata paralización de las obras, se adopten las medidas sancionadoras que correspondan contra los responsables del Grupo Viqueira por su reiterado incumplimiento de una orden de paralización y se ordene a dicha promotora la restauración del ámbito natural afectado por las obras, que aún, sorprendentemente, continúan”.

Imagen relacionada

El pasado 26 de agosto ELDÍA.es publica información relacionada con el asunto con el titular La empresa realiza la cimentación del complejo del hotel La Tejita’, en la que comunica que “durante las últimas semanas, los trabajos que se llevan a cabo para la construcción del complejo hotelero en el plan parcial Costabella (Granadilla de Abona) se concentraron en cimentar las bases en el espacio situado dentro de la servidumbre de 100 metros propuesta por la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y el Mar, una limitación que se encuentra en periodo de revisión”, así como que los movimientos de tierra de la obra se estaban empezando a llevar a cabo “en un sector más cercano al mar todavía”.

Asimismo, en dicha información, el diario volvía a insistir que “en cualquier caso, cabe recordar que las obras cuentan con una orden de paralización emitida por el Ministerio para la Transición Ecológica, a través del Servicio Provincial de Costas -dependiente de la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar-, emitida el 14 de julio”, así como que la orden de paralización de este organismo se produjo “por entender que invaden la delimitación provisional del dominio público marítimo-terrestre”.

Sin embargo, recuerda ELDÍA.es, “hoy continúan los trabajos, aunque al parecer en un espacio del solar no afectado por el ámbito de protección”, y que “el asunto se encuentra en la vía judicial porque la denuncia interpuesta por la Asociación Salvar La Tejita el 20 de junio contra los promotores fue admitida a trámite por el Juzgado de Granadilla”.

Resultado de imagen de unidas podemos tenerife

El 1 de septiembre, con el titular Alberto Rodríguez califica de atentado medioambiental el hotel de La Tejita’, haciéndose eco de un comunicado de Unidas Podemos el mismo medio publica:

« El candidato de Unidas Podemos al Congreso por Santa Cruz de Tenerife, Alberto Rodríguez, ha afirmado hoy que el hotel de lujo que se pretende construir junto a la playa de La Tejita, en el municipio tinerfeño de Granadilla, es “un atentado medioambiental fruto del modelo que ha traído paro, bajos salarios y precariedad”.

Alberto Rodríguez y la también candidata Fátima González se han reunido con el colectivo Salvar La Tejita y han afirmado que es un disparate que continúen las obras cuando hay “tres frentes jurídicos abiertos” contra las mismas.

“Mientras se siga apostando por un modelo económico basado en el cemento y el piche, la población canaria no podrá levantar cabeza”, ha indicado Rodríguez, según informa Unidas Podemos en un comunicado.

Imagen relacionada

El candidato de Unidas Podemos ha advertido de que “la construcción de un hotel de lujo a cuatro metros de la playa y a apenas unos metros de la reserva natural especial de Montaña Roja hacía peligrar la zona.

El candidato detalló que, gracias a iniciativas de Unidas Podemos y Sí se puede, el Servicio Provincial de Costas notificó el 14 de junio al promotor del hotel que debía paralizar las obras por entender que invadían la delimitación provisional del dominio público terrestre.

No obstante, las obras siguen adelante sin que haya habido sanción por parte de Costas, lo que para Rodríguez es “una barbaridad” cuando hay un litigio respecto a la servidumbre, además de una denuncia en los juzgados de Granadilla y un contencioso administrativo abierto.

La construcción del hotel La Tejita Beach Club Resort cuenta con licencia municipal otorgada el 21 de diciembre de 2018 y la superficie a será de 15.191,66 metros cuadrados, distribuidos en dos parcelas, con 25.660,78 metros cuadrados de superficie edificable en 342 unidades alojativas con 883 plazas en tres plantas escalonadas, señala el comunicado. »

Resultado de imagen de si podemos granadilla

El 25 de septiembre desde Sí Podemos Granadilla se emite otro comunicado pronunciándose al respecto, que también ELDÍA.es recoge en un artículo que con el titular Podemos quiere parar la obra del hotel y despejar el dominio público’ decía:

« Sí Podemos Granadilla pide “la total paralización de las obras y el levantamiento y retirada del dominio público de todas las ocupaciones, con reposición del terreno a su estado anterior”, en alusión a la construcción del Hotel La Tejita. Desde esta formación política “nos oponemos totalmente a la construcción de este hotel”, citando cuestiones medioambientales y de sostenibilidad.

Pedro Antonio Hernández, concejal de Sí Podemos Granadilla, sitúa en el 21 de diciembre de 2018 “otro desastre medioambiental en nuestro municipio”, al tratarse de la fecha en la que el gobierno municipal del momento (compuesto por los mismos partidos que el de ahora, CC-PP) concede la licencia para la construcción de un hotel de cinco estrellas en La Tejita, “en una zona de alto valor ecológico, situado junto a la Reserva Natural Especial de Montaña Roja”.

Desde la perspectiva de Sí Podemos Granadilla, la empresa constructora “continúa degradando el terreno con el beneplácito del Ayuntamiento”, en lo que el edil entiende que va a “posicionarse, una vez más, a favor del interés empresarial y no del interés general, al que le importa bien poco nuestras playas, nuestra forma de vida o el futuro de nuestros hijos, empeñado en la construcción de un hotel, uno más en la Isla”.

Resultado de imagen de si podemos granadilla

Otra discrepancia que muestra el concejal de la oposición municipal se refiere a que este complejo sea valorado por el gobierno local “como la solución al paro que tiene este municipio, cuando está más que demostrado el tipo de trabajo con contratos precarios a los que están sometidos estos empleos de la hostelería”.

En el análisis que hace Pedro Hernández, “Granadilla de Abona ha venido sufriendo desde hace años continuos desastres ecológicos fruto de una lamentable gestión municipal, más interesada en facilitar un desarrollo económico totalmente insostenible, basado en la sistemática ocupación del territorio con destrucción de su importante patrimonio natural, que en potenciar estos valores y convertirse en un referente turístico alternativo basado en criterios de sostenibilidad ambiental y económica”.

Hasta el momento, la construcción del Hotel La Tejita se está llevando a cabo contando con los informes y todas las autorizaciones preceptivas, incluida la licencia municipal de obra, otorgada en diciembre de 2018. La revisión del deslinde marítimo-terrestre en la zona y que estudia la Dirección General de Sostenibilidad no ha sido definido completamente. »

(Continuará…)

 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *